Alatriste, el sol de Korda

8 Ene

Siendo honestos, todas las adaptaciones audiovisuales a partir de las novelas de Arturo Pérez-Reverte sobre el capitán Alatriste han fracasado en el intento. “Alatriste” sucumbió en cines de la mano de Agustín Díaz Yanes y ha vuelto a ocurrir lo mismo en televisión con “Las aventuras del capitán Alatriste”, la serie que acaba de estrenar Telecinco. Y en esta última adaptación no se salva casi nada; es el ejemplo perfecto de una superproducción descontrolada.

Alatriste Telecinco

Lo mejor de la serie de Alatriste son los textos en los que se basa. Unos relatos apasionantes sobre la decadencia de un imperio y los códigos de honor que todavía salvaguardan algunos hombres, como el espadachín a sueldo Diego Alatriste y Tenorio. También es una buena noticia que las cadenas españolas levanten coproducciones internacionales para aspirar a proyectos más ambiciosos; en este caso Telecinco se alió con la compañía alemana Beta Film. El problema es que los alemanes que vean esta serie pensarán que la España del siglo XVII era un carnaval de segunda, aburrido, rodeado de palacios de cartón piedra y donde el sol no se ponía porque siempre había algún potentísimo foco enchufado.

Mal presagio

Desde hace más de un año, había ciertos indicios de que el proyecto de “Las aventuras del capitán Alatriste” no había cuajado. Se encargó la dirección de los dos primeros episodios a Enrique Urbizu, prestigioso director de cine con buenos avales como “No habrá paz para los malvados” o “La caja 507”, y se llevó el rodaje a los estudios Korda de Budapest, donde se habían grabado series como “Los borgia” o “Los pilares de la tierra”. Más allá de la polémica por trasladar la producción fuera de España, los primeros síntomas aparecieron cuando se finalizó la grabación y el equipo de rodaje tuvo que volver a Hungría para regrabar escenas y reeditar algunos capítulos. Vale, en una coproducción internacional se entiende que no es fácil contentar a todas las partes y se hacen necesarios algunos arreglos. Pero luego llegó la presentación ante la prensa y Telecinco prefirió no mostrar el episodio piloto, sino algunas secuencias independientes. Saltaron las alarmas. Que el estreno se fuera retrasando en el tiempo tampoco era buena señal.

Y al final los presagios se han cumplido. Para mal. El primer capítulo presenta una adaptación demasiado fiel al arranque de la primera novela de Alatriste. Si bien se percibe un pequeño intento por parte de Alberto Macías y su equipo de guionistas para iniciar la serie con escenas trepidantes, llenas de acción y capaces de describir cómo es el protagonista, el guión adolece de una falta de ritmo y una trama demasiado clásica para el piloto de una serie de gran concepto. Hasta quienes no conozcan las novelas pueden predecir cada una de las escenas de la serie.

Alatriste reparto

“En la HBO sería distinto”

Cuando la narración flojea, poco más se puede hacer. Pero es que, además, el envoltorio de la serie resulta aún peor. Nadie dudará que hay muchos millones de euros detrás de este proyecto; tampoco dudarán de que no se ha sabido controlar una producción de esta envergadura. A José Manuel Lorenzo, creador y productor de la serie, se le ha escapado que a pesar de rodar en unos grandes estudios como Korda, la ambientación debe trabajarse rigurosamente. Porque luego se perciben decorados claramente falsos, vestuario sacado de algún desfile de carnaval o una iluminación plana, anodina y demasiado potente.  Y esto en una serie de época es crucial. El poco cuidado de la factura visual ha echado por tierra ese espíritu de decadencia que debía representar “Las aventuras del capitán Alatriste”.

La historia estaba concebida más sombría, como es en las novelas, pero los que producían la querían más alegre. Hubo discusiones sobre eso”, ha expresado Arturo Pérez-Reverte en su cuenta de Twitter, además de recordar que reclamó un asesor histórico que colaborase con los responsables de la serie y no se le hizo caso. El escritor no se ha limitado a criticar, también defiende a los actores, en especial a Aitor Luna, y explica que lucharon por mantener el espíritu de sus textos. Luna es precisamente el único que se bate el cobre para sacar adelante su papel. En el resto del casting hay decisiones erróneas que lastran el nivel interpretativo.

Pérez-Reverte añade: “En la HBO, Alatriste sería distinto. Pero esto es España. Las series de televisión que se hacen aquí, todas, nada tienen que ver con la HBO”. Sí, es verdad, Telecinco no es HBO, es una cadena generalista española. Y “El príncipe“, “El tiempo entre costuras” o “Isabel” tampoco son de HBO, ni falta que hace. Aquí lo que ocurre es que se ha dado un paso atrás. Cuando parecía que la época de “Piratas” ya estaba superada, llega esta versión de Alatriste para recordarnos que todavía queda mucho por hacer en la ficción patria.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: